Reflexión sobre los concursos de arquitectura

15.8.08

A continuación publico una carta del arquitecto José Bentin, que me parece muy adecuada señalando la situación actual de los concursos de arquitectura en obras publicas, el proceder de estos y del mismo Colegio de Arquitectos.
La carta me llego a través de un amigo de la facultad y la publico para que todos puedan opinar sobre este tema y estén enterados de como se procede en el CAP.
En realidad no conozco la trayectoria ni las obras del arquitecto el cual remite la carta pero el contenido de esta me parece muy interesante.
A LOS ARQUITECTOS Y LA OPINIÓN PUBLICA
Ante la inoperancia y desidia de todas las últimas directivas del Colegio de Arquitectos y la mala política del Estado en relación a la adjudicación de los proyectos de arquitectura de las obras públicas, manifestamos lo siguiente:
1. La adjudicación de proyectos de obras públicas se hace mediante la ley de Concursos de Méritos, que se usa tanto para comprar suministros o contratar personal o construir o dar servicios de proyectos de arquitectura. Concursar en este sistema es solo entregar propuestas escritas y currículo. El sistema es malo y de dudosa transparencia, pues los ganadores de estos concursos no garantizan una calidad de los proyectos.
2. Los arquitectos contrastamos nuestras ideas mediante concursos de anteproyectos arquitectónicos, en que un jurado puede elegir la mejor solución que conviene para una obra pública, con el anonimato de los concursantes en que solo el talento vale. Este sistema se usa en muchos estados y en nuestros países vecinos para las obras públicas, con total éxito de calidad.
3. El Estado Peruano ha entregado recientemente directamente dos proyectos arquitectónicos importantes para edificios públicos como son el Nuevo Teatro Nacional y la Remodelación del Estadio Nacional a una firma extranjera con subsidiaria en Lima, obviando inclusive el sistema de Concursos de Méritos vigente. Sabemos que esto se puede hacer solo en casos de emergencia como por ejemplo terremotos e inundaciones, que no es el caso.
4. Ultimamente, a través de organismos internacionales, se esta usando la perniciosa modalidad de llave en mano. La absurda razón es siempre la misma el tiempo, el apremio, el apuro ¿es mas importante la velocidad que el buen diseño?
5. Las últimas directivas del Colegio de Arquitectos desde que se aprobó la ley de los Concursos de Meritos, no han hecho absolutamente nada para revertir esta situación, pese a que se ha tenido y tiene un arquitecto congresista. Esta situación prioritaria, para el avance de la arquitectura peruana, fue oportunamente conversada con cada una de las directivas CAP anteriores que nos escucharon con indiferencia. Colegas no voten por directivas que no tengan esto como prioritario en su plan de gobierno.
6. Como docente universitario de largo recorrido, nos indigna que cientos de brillantes jóvenes egresados, no puedan participar con sus ideas en concursos de anteproyectos arquitectónicos para obras públicas, pues los Concursos de Meritos vigentes no contemplan anteproyectos arquitectónicos y se requiere tener cerca de 5 proyectos tipológicos similares al motivo del concurso.
7. Si el Estado desea proyectos de calidad para las obras públicas esta situación absurda debe cambiar y los procesos tendrían mayor trasparencia, pues los anteproyectos arquitectónicos pueden exhibirse públicamente.Solicitamos al Estado, a través del CAP, la incorporación obligatoria de Anteproyectos Arquitectónicos de manera que este cambio en el sistema de concursos, permita escoger la mejor idea.

JOSE R. BENTIN DIEZ CANSECO
DNI 06975980
Miembro Honorario del CAP
Profesor Emérito UNI Decano FAUA – UNI 1991 - 1994

2 comentarios

  1. De acuerdo con lo que menciona Pepe... Para asegurar la calidad del espacio privado y público, se debe de contar con lo mejor que se podemos producir los arquitectos. No hay mejor instancia que el concurso de anteproyectos. Sin embargo, se debe procurar una mayor participación de quienes finalmente vamos a hacer uso de estos espacios o edificaciones. Me refiero especificamente a quienes integran el jurado calificador. Este debe ser más abierto y, en la medida de lo posible, conformarse por personas ajenas al oficio de la arquitectura. La arquitectura empieza cuando se experimenta, adquiere significado y razón de ser después de ser entregada.

    A nuestra generación nos toca democratizar la arquitectura (abrirla a todos los sectores sin que su calidad dependa de lo que nos pueda ofrecer quien solicita nuestro servicios), defender nuestro oficio (de los desleales) y poner en claro la importancia de nuestra profesion (es un servicio y una necesidad).

    Te recomiendo revisar la pagina de Pepe: www.bentinarquitectos.com
    (Empecemos reconociendo quienes son los que nos preceden y han permitido que algo de cultura arquitectónica exista exista en nuestra sociedad)

    Saludos
    Jerry Ccanto

    ResponderEliminar
  2. Muy de acuerdo contigo, en lo de volver los concursos más abiertos, aunque no necesariamente que todo el jurado calificador sea conformado por personas ajenas a la profesión, sino uno o dos especialistas en el campo de sociología, psicología o un carrera afín del proyecto a realizarse (un doctor en el caso de realizarse un hospital del seguro y así por demás).

    Lo de democratizar la arquitectura, no podremos hacerlo de otra forma que no sea desde adentro, cuando alguien con un pensamiento mas abierto y no tan retrograda acceda a un cargo en el CAP, y que en el camino no se vuelva “desleal” a nuestra profesión como dices, no creo que exista otra manera real de hacerlo, las demás maneras alejadas de la política y el orden con que se rigen las estructuras sociales impuestas son solo utopías.

    Y gracias por el dato de la página del Arq. Bentín, sigue pasando por el blog. Pronto publicare algunas cosas escritas por mi y creare otro blog, para mis demás actividades fuera (pero siempre ligada) del campo arquitectónico como poesía, literatura, arte.

    Buenas vibras para ti.

    ResponderEliminar

 

Libro que estoy leyendo

Libro que estoy leyendo
PENSAR LA ARQUITECTURA - Peter Zumthor

Seguidores